La Historia: Hermandad del Huerto


La Hermandad y Cofradía de Nuestro Padre Jesús de la Oración en el Huerto, Señor Amarrado a la Columna y María Santísima de la Candelaria es una de las más antiguas de la ciudad de Córdoba. Su fundación data del siglo XVII. En el 1720 los agricultores y olivareros la constituyen Hermandad en la parroquia de los santos Nicolás y Eulogio de la Ajerquía.

Esta parroquia estaba dedicada únicamente a San Nicolás de Bari, como la de la Villa, y para distinguirla se le ha llamado comúnmente de la Ajerquía, aunque a decir verdad, ya se pudo evitar la equivocación por tener ésta un segundo titular, San Eulogio, mártir y doctor cordobés, de gran devoción aquellos tiempos. El altar de Jesús en el Huerto, fue construido en el año 1718 y la imagen se encontraba en una urna de cristal.

Al trasladarse la imagen de Nuestro Padre Jesús de la Oración en el Huerto al convento de los Franciscanos, hoy parroquia de San Francisco y San Eulogio, se incorporó a la Hermandad la imagen de Nuestro Padre Jesús de las Penas, bajo la advocación de Nuestro Padre Jesús Preso y Amarrado a la Columna, a cuya Cofradía pertenecían los curtidores y guadamecileros, los cuales se regían por unas ordenanzas promulgadas por los Reyes Católicos en 1507. Más tarde se la conoció popularmente por la Hermandad de los Excombatientes. Asimismo se incorporo una imagen de la Virgen bajo la advocación de los Dolores Gozosos.

La Cofradía del Huerto, al igual que un gran número de hermandades penitenciales, presenta síntomas inequívocos de crisis a finales de la centuria del setecientos y preludian un inminente estado de postración y aletargamiento de tal forma que la procesión del Jueves Santo con la imágenes de la Oración en el Huerto y Nuestra Señora de los Dolores sale por última vez en 1797. Desde 1798 los penitentes del Huerto están ausentes en las procesiones de Semana Santa, lo que agrava la difícil situación de la Cofradía, cuyos efectivos humanos experimentan un fuerte descenso.

La precaria situación de la Cofradía se agudiza en las primeras décadas de la centuria decimonónica, culminando con el reglamento del obispo Antonio de Trevilla que establece la procesión única del Santo Entierro. La Hermandad del Huerto queda disuelta y las imágenes reciben culto y veneración en la iglesia parroquial de los Santos Nicolás y Eulogio de la Ajerquía, gracias a las limosnas de los vecinos del barrio.

La recuperación de la Semana Santa a mediados del siglo XIX, significa que la imagen de Jesús Orando en el Huerto vuelve a procesionar formando parte de la procesión oficial del Santo Entierro, aunque no tiene hermandad propia.

La Hermandad vuelve a reorganizarse en el año 1861, pero esta reorganización tiene una vida efímera, puesto que a mediados de la década de los sesenta queda de nuevo disuelta.

La devoción de Jesús de la Oración en el Huerto se intensifica en los primeros lustros del siglo XX, sobre todo a raíz del traslado de la imagen a la capilla que ocupaba el Cristo de la Expiración en 1904. Así, en el año 1917 se vuelve a reorganizar hermandad, aprobándose los estatutos en el mes de octubre. Los miembros de la cofradía tienen intención de realizar estación de penitencia dos veces en Semana Santa, una de manera individual y otra formando parte de la procesión oficial del Viernes Santo.

La década de los años veinte marcará un período de esplendor en la trayectoria de la cofradía. Los hermanos visten túnica morada con capa y capirote blancos en su salida en la procesión del Santo Entierro con la imagen titular.

A partir de 1927 realizan estación de penitencia de manera individual el Martes Santo con las efigies del Huerto y del Amarrado a la Columna. Este auge se truncará con la II República en la que la Cofradía se encuentra en fase de postración.

La reorganización de la Semana Santa cordobesa de 1937 cuenta con la presencia de la cofradía, que saca en procesión las imágenes del titular y Jesús Amarrado a la Columna el Miércoles Santo, mientras que en la década de los cuarenta tiene lugar el Martes Santo, siendo la única que procesiona ese día hasta la incorporación de la Cofradía del Cristo de la Expiración en 1947. Es a mediados de esta década cuando se incorpora la imagen de María Santísima del Dolor, que posteriormente cambiaría su advocación por la de Nuestra Señora de los Dolores Gozosos.

Durante la década de los cincuenta, la cofradía mantiene su vitalidad; sin embargo en la crisis de la Semana Santa cordobesa en la década de los sesenta tendrá una especial incidencia en la hermandad que dejará de procesionar en el año 1963 al quedar disuelta. Los intentos de reorganización de 1968 resultan infructuosos hasta que cristalizan los llevados a cabo a mediados de los setenta.

Así, en 1974 se nombra una comisión gestora encargada de poner en marcha la cofradía; que culminará con la aprobación de los estatutos el 25 de enero de 1975, siendo obispo de Córdoba, Don José María Cirarda, y la elección de Manuel Muñoz Rodríguez como hermano mayor. La reorganizada hermandad, bajo el título de Nuestro Padre Jesús de la Oración en el Huerto, Señor Amarrado a la Columna y María Santísima de la Candelaria, cobra un fuerte impulso y procesiona en la noche del Domingo de Ramos de 1976 con el paso del Huerto. En 1978 se incorpora el paso de palio de María Santísima de la Candelaria.

En el mes de noviembre de 2003, la Hermandad recupera la imagen del Señor Amarrado a la Columna; tras haber sido restaurada por el imaginero sevillano D. José Antonio Navarro Arteaga. La hermandad, para celebrar este acontecimiento programó una salida extraordinaria de la imagen desde la Catedral hasta la parroquia de San Francisco el día 22 de noviembre. La imagen iría sobre el paso de misterio de la Hermandad de las Penas, cedido para la ocasión. Sin embargo, la lluvia frustro este acontecimiento y la hermandad tuvo que esperar hasta el Domingo de Ramos de 2004 para volver a procesionar esta imagen. No obstante, ese día, la imagen del Señor Amarrado a la Columna fue trasladada a la parroquia de San Francisco, donde a las 19´00 horas tuvo lugar una Solemne Procesión Claustral, tras la cual la imagen quedó expuesta en devoto besamanos de los fieles que en ese momento llenaban el templo.

Otro hecho de gran relevancia en la vida reciente de esta Hermandad, fue la Solemne Bendición de la nueva imagen de Gloria de la Hermandad del Huerto, Nuestra Señora del Amparo, el día 15 de enero de 2006, a las 12´30 horas; oficiada por el párroco y consiliario de la Hermandad D. Joaquín  Alberto Nieva. Esta imagen es de talla completa, policromada y estofada que ha sido realizada por el imaginero sevillano José Antonio Navarro Arteaga, y en la que de han aprovechado la mascarilla y manos de la antigua imagen procesional mariana de esta Hermandad, Nuestra Señora de los Dolores Gozosos y Gloriosos, antigua talla datada en el siglo XVII. La nueva imagen porta en su mano derecha una imagen del Niño Jesús, que aparece casi completamente desnudo, apenas tapado por un pequeño sudario, también de talla. Ese mismo día la hermandad realizaba una salida procesional con la nueva imagen, pero la lluvia obligó a suspender dicha procesión cuando la imagen se encontraba junto a la iglesia de San Pedro, donde la imagen quedó recogida.

El año 2013 fue especialmente relevante para nuestra corporación. Durante el mismo fueron tres las veces en que Ntro. Padre Jesús de la Oración en el Huerto cruzó el dintel de San Francisco y San Eulogio, teniendo el gran honor de presidir el Vía Crucis de las Cofradías de Córdoba el 16 de Febrero y de representar la I Estación en el Vía Crucis Magno de las Cofradías el 14 de Septiembre, constituyendo uno de los períodos de mayor relevancia en la historia reciente de nuestra Hermandad.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR